La inmersión se realiza rodeando el islote, en la cara de tierra del islote la profundidad es de unos cuatro o cinco metros, mientras que en la cara exterior la profundidad llega a los catorce metros. Todo el islote está rodeado por otras rocas que configuran pasadizos a su alrededor así como por ejemplares de posidonia que no llegan a formar una extensa pradera pues existen muchos claros de arena. Es un lugar adecuado para bucear por la noche, ya que este islote presenta numerosas cavidades, pequeños túneles, pasadizos y recovecos, donde es fácil observar santiaguinos y congrios que salen de sus guaridas en busca de comida.

Guia de buceo GRATIS para poseedores de la TARJETA CLIENTE.

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso.